Evolución de los reptiles No ratings yet.

El Origen de los reptiles y la Evolución de los reptiles

Según los últimos estudios sabemos que los primeros reptiles evolucionaron en el Pérmico (hace unos 300 millones de años) a partir de ciertos anfibios. Si bien los anfibios habían sido los primeros vertebrados en poder reinar en tierra firme, todavía su existencia se encontraba estrechamente ligada al líquido elemento. Los anfibios necesitan el agua para reproducirse, ya que ponen sus huevos en ella y sus larvas pasaban por una fase acuática antes de metamorfosear y convertirse en adultos capaces de salir del agua(hay excepciones, pero en general el ciclo de desarrollo de casi cualquier anfibio funciona de este modo) Además, tampoco podían pasar prolongados periodos de tiempo en tierra debido a que su piel tan permeable se deseca con facilidad y tienen que mantenerla humedecida de forma frecuente o de lo contrario perecen. Sin embargo los reptiles carecen de estos impedimentos. Los reptiles ponen huevos de cascara dura que no dependen directamente del medio acuoso para desarrollarse y de los cuales eclosionan pequeños bebés reptil replicas en miniatura de sus padres, por lo cual un recurso de agua no es necesario para su desarrollo. Además los reptiles no se desecan tan fácilmente como los anfibios, puesto que su piel es impermeable y esto les permite sobrevivir sin necesidad de hidratarse constantemente.

rana-metamorfosis
El ciclo de desarrollo habitual de un anfibio incluye una etapa larval que transcurre durante un tiempo determinado en el medio acuático.

 

Así pues los anfibios quedaron relegados a una existencia anfibia(valga la redundancia) desarrollando su ciclo de vida en lugares húmedos y frecuentemente cercanos a un recurso de agua para poder reproducirse, mientras que los reptiles se pudieron adaptar pronto a climas mucho más variados e incluso extremos. Actualmente podemos encontrar reptiles en toda la tierra: en selvas, bosques, praderas, montañas hasta alturas en torno a los 5000 metros, áridos desiertos e incluso unas pocas especies se han adaptado a la vida en el mar. Los únicos lugares donde no encontramos reptiles es en las zonas polares.

Esta primera radiación adaptativa de los reptiles y su posterior evolución a lo largo de millones de años produjo que de los primeros reptiles surgieran infinidad de especies y grupos distintos. Como caracteres morfológicos determinantes para clasificar los distintos grupos de reptiles se toman los agujeros de la parte temporal del cráneo (esto es, tras las órbitas oculares). La disposición y el número(o ausencia) de estos agujeros nos da las claves determinantes para determinar el origen evolutivo de los reptiles y clasificarlos en amplios grupos basales:

 

LOS ANÁPSIDOS
anapsido-reptil

Su cráneo carece de aberturas en la región temporal. Hoy día sólo sobreviven las actuales tortugas, de las cuales tenemos fósiles que se remontan hasta el Triásico, si bien se teoriza un origen aún más remoto para este grupo. Tradicionalmente se ha incluido en anápsida a todos los reptiles actuales y extintos que carecen de estas fenestraciones, aunque hoy día se discute el origen y consistencia de este grupo y es posible que distintos linajes de reptiles alcanzasen la condición anápsida de modo independiente. De hecho ciertos científicos ostentan la teoría de que los quelonios o tortugas actuales desdienden de reptiles diápsidos y posteriormente perdieron estas aberturas craneales características.

+información sobre los reptiles Anápsidos

 

 

LOS DIÁPSIDOS
diapsido-reptil

Los diápsidos aparecieron en el Pérmico y fueron un grupo de reptiles de gran éxito evolutivo. Son diápsidos los lepidosaurios(lagartos, serpientes y esfenodontos actuales y los extintos plesiosaurios ), los ictiosaurios y los arcosaurios(crocodilianos, dinosaurios, pterosaurios y aves). El cráneo de los diápsidos se caracteriza por la presencia de dos fenestras o agujeros tras las órbitas.

+información sobre reptiles diápsidos

 

 

LOS SINÁPSIDOS
sinapsido-reptil

La otra clase de amniotas incluye a los mamíferos y a los denominados reptiles mamiferoides (también llamados reptiles con caracteres de mamífero). Su craneo posee una abertura bajo el hueso postorbital del cráneo, y fueron también los primeros tetrápodos en desarrollar una dentición especializada con varios tipos de dientes. Hicieron su temprana aparición hace más de 300 millones de años, en el Carbonífero superior, teniendo su máximo apogeo en el Pérmico. Tras esto, quedaron eclipsados por los arcosaurios y reducidos a animales de pequeño tamaño que no podían si no medrar a la sombra de los grandes reptiles. No fue hasta el Paleoceno, tras la extinción masiva del Cretático y la desaparición de los dinosaurios que encontramos una fauna de mamíferos similar a la actual.

+información sobre los sinápsidos

 

 

LOS EURIÁPSIDOS

euryapsido-reptil

Los euriápsidos se caracteriza por poseer una sóla fenestra sobre el hueso postorbital del cráneo. Son un grupo polifilético, esto quiere decir que varios linajes de reptiles no estrechamente emparentados alcanzaron la condición euriápsida de modo independiente. Tal es el caso de plesiosaurios, ictiosaurios, nothosaurios y placodontos.

+información sobre reptiles euriápsidos

Please rate this

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *